Connect with us

Columnas de opinión

Columna: Oficina Municipal de Vivienda, una promesa cumplida

Published

on

Por Alcalde de Punitaqui, Carlos Araya Bugueño

Las promesas están hechas para cumplirlas y en la alcaldía de Punitaqui estamos trabajando con esa premisa. Prometí en mi pasada Cuenta Pública, (gestión 2018) abrir la oficina municipal de vivienda y eso lo concretamos hace algunos días. La necesidad de apoyar a nuestras familias y comités de viviendas con  los procesos y postulación a subsidios es un hecho innegable. Lamentablemente Punitaqui tiene déficit habitacional como gran parte del país, pero al ser una comuna rural y vulnerable esta situación se acrecienta más o se ve de forma más evidente. Según datos de la Cámara Chilena de la Construcción cerca de 740 mil familias en Chile tienen déficit habitacional mientras que en la región la cifra alcanza a las 37 mil familias, cifra que si se multiplica por cuatro llega a las 148 mil personas de un total de 757 mil habitantes, es decir un 20 por ciento no cuenta con una vivienda digna donde vivir.

En Punitaqui lamentablemente existen familias vulnerables, existen los allegados, familias hacinadas y sobre todo familias terremoteadas, que moran en casas con problemas estructurales complejos tras la serie de terremotos que ha soportado en los últimos años nuestra comuna.

Mejorar el déficit habitacional es una tarea urgente que como alcalde y municipio tomamos con la mayor de la responsabilidad. Si bien será una oficina de orientación y apoyo, será de gran importancia para que el sueño de la casa propia en la tierra de los molinos, la música y la amistad este cada vez más cerca.

Pero para alcanzar el sueño de la casa propia no sólo se necesita del esfuerzo de las familias o el municipio. También se necesita más apoyo de los Gobiernos de turnos y privados. Hoy tener una vivienda cada vez es más caro. Los expertos señalan que la escasez de terreno y la alta plusvalía de éstos genera que cada día tener una casa sea más oneroso. Por lo mismo, necesitamos que el Serviu invierta mucho más en sus programas de Viviendas Rurales, necesitamos que los privados donen o bajen el precio de los terrenos urbanizados para buscar construir viviendas. Hoy el sueño de la casa propia es como una mesa, tiene cuatro patas. Una, la de las familias, su esfuerzo e inversión; la otra la del municipio (apoyo y orientación); la tercera es de los Gobiernos y la cuarta de los privados, esas cuatro patas juntas harán más digno el diario vivir de miles de chilenos.

En Punitaqui ya tenemos dos patitas. Las familias o comités junto a la nueva Oficina Municipal de Vivienda. En Punitaqui Juntos estamos Construyendo Futuro y queremos que la construcción de ese futuro también traiga consigo el anhelo que muchos y muchas punitaquinas están esperando por largo tiempo, ese anhelo que solo busca portar en sus manos las llaves que abran la puerta digna de su ansiada casa.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Advertisement
Advertisement
diarios comunales

@diarioscomunales

Something is wrong.
Instagram token error.